Así estaba Santiago anoche en el primer toque de queda por la pandemia, parece sacado de una película de misterio, pero no lo es, está es la realidad que hoy vivimos como ciudad.

 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.